Archivos Mensuales: agosto 2021

La obesidad como enfermedad crónica: una mirada hacia el futuro

Dr. Victor Saavedra Gajardo. Gerente General CeCim.

Reconocer la obesidad como enfermedad crónica es lo que por estos días se discute en el gobierno. Diversos sectores de la comunidad política, social, científica -entre otros- diseñan las mejores estrategias para que la población afectada por esta patología pueda recibir cobertura financiera en la prevención, control y tratamiento de la obesidad por parte del Estado.

El objetivo es llegar a acuerdos, para tomar las acciones necesarias que permitirán enfrentar una realidad que impacta, sobre todo al observar las cifras entregadas por el informe “COVID-19 y obesidad: El Atlas 2021”, elaborado por la Federación Mundial de Obesidad, el que indica que la tasa de mortalidad por coronavirus es aproximadamente 10 veces mayor en países donde la mitad o más de la población tiene sobrepeso.

“Las personas que viven con obesidad tienen mayor riesgo de tener una peor evolución y mayores tasas de hospitalización por COVID-19. Además, un alto porcentaje de estos pacientes, tienen mayor riesgo de mortalidad por complicaciones respiratorias o de patologías de base”, explica el doctor Víctor Saavedra Gajardo, Director Científico de la Sociedad Chilena de Obesidad (Sochob) e integrante de la Mesa Técnica de Obesidad del Minsal.

“Este reconocimiento apoyará grandes cambios, incluyendo la visión de los profesionales de la salud, que permitirá derribar el estigma de que la obesidad es una enfermedad causada por una falta de voluntad…»

Según datos de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE), el 74,2% de la población adulta en nuestro país sufre de sobrepeso u obesidad, cifra que lo sitúa en el segundo lugar, después de México (75,2%), con la más alta tasa de obesidad, incluso superando a Estados Unidos (71%).

“Sin lugar a dudas que la crisis sanitaria ha tenido efectos incalculables, no sólo en materia económica, sino que también en el deterioro de la salud de la población. Las cuarentenas han permitido que aumente el sedentarismo, y con ello la obesidad; mayor riesgo del desarrollo de sarcopenia, depresión, entre muchas otras enfermedades”, dice el Dr. Victor Saavedra.

Si bien el año 2013, a través de la Resolución exenta N°374 del Minsal, se reconoce a la obesidad como una enfermedad no transmisible derivada de hábitos y estilos de vida no saludables, ahora deberá ser abordada desde los Ministerios de Hacienda y Salud, para buscar las estrategias que permitan implementar esta resolución.

“Este reconocimiento apoyará grandes cambios, incluyendo la visión de los profesionales de la salud, que permitirá derribar el estigma de que la obesidad es una enfermedad causada por una falta de voluntad. Además, tratando la obesidad, se podrían evitar sus múltiples consecuencias, lo que requiere de distintos tipos de tratamientos”, enfatiza el doctor Saavedra.